jueves, 12 de enero de 2012

Creatividad: ¿otra forma de locura?

La creatividad, a veces denominada  ingenio, inventiva, originalidad, imaginación, o pensamiento divergente, es la generación de nuevas ideas o conceptos o de nuevas asociaciones entre ideas y conceptos conocidos, capaces de producir soluciones originales.Una forma de medir la creatividad la constituyen  las pruebas de pensamiento divergente. Estas pruebas suelen incluir la generación de una multitud de nuevas y respuestas significativas a las preguntas abiertas.
Se encontró  una correlación entre el pensamiento divergente y los polimorfismos del receptor de dopamina D2 del gen DRD2-TAQ IA. Los puntajes más altos de creatividad se observaron en los portadores del alelo A1. Este resultado está en línea con las investigaciones conducentes a atribuir al  sistema D2 la capacidad de participar en el juego cambiante de atención y flexibilidad de respuesta, componentes importantes del pensamiento divergente. Fredrik Ullén y colaboradores del Stockholm Brain Institute, Karolinska Institutet, Stockholm, Sweden, investigaron la temática y publicaron su trabajo en “Thinking Outside a Less Intact Box: Thalamic Dopamine D2 Receptor Densities Are Negatively Related to Psychometric Creativity in Healthy Individuals” en la revista científica PLoSONE.  Ellos  estudiaron  los genes D2 productores de los receptores de dopamina quienes controlan el pensamiento divergente. Hallaron que la densidad de receptores D2 en el tálamo de la gente creativa con buenos resultados en las pruebas sobre pensamiento divergente era menor a lo esperado tal como ocurre en los individuos con esquizofrenia. El tálamo sirve como centro de control, pues filtra la información antes de llegar a las áreas de la corteza, responsable, entre otras cosas, del conocimiento y el razonamiento.
Menos receptores D2 en el tálamo probablemente ocasionan un menor grado de filtrado de las señales y por lo tanto un mayor flujo de información. Esta abundancia de información no censurada es la chispa necesaria para encender la creatividad. Esto explicaría la causa por la cual la gente muy creativa es capaz de ver las conexiones más insospechadas a la hora de intentar resolver problemas. Los esquizofrénicos comparten con ellos esa habilidad para hacer asociaciones novedosas, pero en su caso el resultado son ideas extrañas y preocupantes. La gente creativa, y quienes padecen de desórdenes psicóticos, por lo general ven el mundo de forma diferente, no están restringidos por los límites convencionales.
En otras palabras, el procesamiento desinhibido debido a una menor cantidad de receptores D2 en el tálamo es lo que le permite "pensar fuera de la caja" a las personas altamente creativas y aquellas que padecen de esquizofrenia. De poetas y locos todos……..
Lecturas complementarias: artículo de Fredrik Ullén y col. , artículo BBC Ciencia

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitantes